Todos los Derechos reservados © 2004 - 2022, Forbes Peru

Economía y Finanzas

Semana de bancos centrales: ¿Marcará la FED la hoja de ruta?

El mundo está atento a las decisiones que tomen los bancos centrales en Europa esta semana. ¿Qué prevén los analistas?

Publicado

on

¿Qué tiene que pasar para que la Fed ponga fin a las subidas de las tasas de interés?
Foto: Getty Images

Los inversores se mantienen esta semana muy pendientes de las decisiones de tipos del Banco Central Europeo (BCE) y del Banco de Inglaterra (BoE), ambos el jueves.

Muchos analistas advierten que, al menos el BoE, podría seguir al estadounidense en este tono hawkish.

“La determinación de la Reserva Federal (FED) contra la inflación es firme: tipos al alza y reducción del balance. Por eso la TIR (tasa interna de retorno) del 2A en EE.UU. vuelve a niveles de hace 2 años (1,20%) y el 10A alcanza 1,80% (+32,0 pb en 2022). El riesgo está en el ritmo de reducción del balance”, explican en Bankinter.

Mira también: La economía de EE. UU. se recuperó en 2021 con su mayor crecimiento en 37 años

“Si bien el Consejo de Gobierno del BCE no esperamos que ‘mueva ficha’ y que, por tanto, mantenga los principales parámetros de su política monetaria sin cambios, el Comité de Política Monetaria del BoE sí que creemos que va a actuar. Va a volver a incrementar sus tipos de interés de referencia, como ya hizo en diciembre, en esta ocasión en 25 puntos básicos, para situarlos en el 0,5%”, apuntan en Link Securities. 

“El Banco de Inglaterra dio el pistoletazo de salida a las subidas de tipos en diciembre. Desde entonces, los datos han mostrado que la inflación del Reino Unido se disparó a un máximo de 30 años en diciembre, ya que los costos más altos de la energía, el resurgimiento de la demanda y los problemas de la cadena de suministro continuaron elevando los precios al consumidor”, señala CNBC.

Publicidad

Revisa también: FMI: Latinoamérica crecerá un 2,4% en 2022 por frenazo en Brasil y México

“La inflación estará muy presente en los comunicados que ambas instituciones publiquen tras sus reuniones ya que es la variable que va a condicionar en los próximos meses su actuación. El grave problema que afronta el BCE, y que limita su margen de maniobra, primero a la hora de dejar de comprar bonos soberanos de los países de la Eurozona y, después, a la hora de intentar normalizar sus tasas de interés de referencia. Son los abultados déficits públicos que mantienen especialmente los países del sur de la Eurozona, Francia incluida, y sus elevados endeudamientos”, añaden en Link Securities. 

“Un brusco cambio en las políticas monetarias del BCE podría provocar una nueva crisis de deuda en la región, mientras que, de no hacer nada, la elevada inflación podría acabar con la recuperación económica en la región. Difícil papeleta la del BCE y la de su presidenta Lagarde, a la que se les están acabando los argumentos para seguir defendiendo la actuación de la institución”, concluyen estos analistas.

Investing.com

Siga todas las noticas de economía y finanzas en Forbes Perú

Publicidad
Publicidad