Todos los Derechos reservados © 2004 - 2022, Forbes Peru

Economía y Finanzas

Créditos a personas crecieron a tasas prepandemia en marzo: ¿Qué refleja ese avance?

Es el octavo mes que crecen los créditos a personas. Los créditos de consumo y vehiculares crecieron 15,1% y 13,8% en marzo pasado. ¿Qué reflejan las cifras?

Publicado

on

12 tips para tener finanzas personales sanas para 2023
Foto: Andina

El otorgamiento de créditos a personas se aceleró en Perú en marzo pasado, según informó el Banco Central de Reserva del Perú (BCRP). La entidad monetaria detalló que los créditos a personas alcanzaron los S/143.930 millones en el tercer mes del 2022, lo que supone un crecimiento de 2,4% respecto a febrero pasado y de 11,7% respecto a marzo del 2021. Esta última es la tasa de crecimiento interanual más alta desde septiembre del 2019, señaló el BCRP.

Mira también: Interseguro proyecta crecimiento de doble dígito en 2022 y mayores ventas en su canal digital

Además, marzo fue el octavo mes consecutivo en el que los préstamos a personas mantuvieron una dinámica positiva.

Fuente: BCRP

Por segmentos, el BCRP destacó el crecimiento de los créditos de consumo (15,1%) y los créditos vehiculares (13,8%) en comparación con marzo del año pasado.

¿Una dinámica positiva?

Al respecto, el economista Jorge Guillén comentó que el crecimiento de los créditos a personas aún es débil comparado con años previos a la pandemia. “En buenas épocas, el crédito [a personas] crecía 30%”, dijo en relación al ciclo de auge del precio de los commodities en la primera década del siglo.

En tanto, Enrique Castellanos, docente de economía de la Universidad del Pacífico (UP), comentó que si bien los créditos se han incrementado, la política de tasas máximas de interés implementadas por el BCRP desde el año pasado (de 83,4%) genera un efecto adverso para el acceso al crédito en el segmento socioeconómico C.

Al respecto, el economista observó que dicho efecto puede apreciarse en la entrega de créditos de consumo por parte de las cajas rurales, que, en su mayoría, atienden a dicho público. “En febrero del 2020, eran S/1.123 millones y ahora [llegan a] S/650 millones. Es un efecto directo del tope de tasas de interés”, puntualizó con cifras de la Superintendencia de Banca y Seguros.

Lea también: Credicorp: “Hay una correlación bien alta entre inclusión financiera y reducción de la pobreza”

Publicidad

De su lado, Juan de la Cruz, docente de la carrera de economía de la Universidad Peruanas de Ciencias Aplicadas (UPC), observó que la evolución positiva de la entrega de créditos muestra una “clara señal” de la recuperación de la actividad económica tras dos años de pandemia por covid-19.

Sin embargo, a su juicio, existen riesgos que podrían hacer retroceder la dinámica crediticia, como la continuidad de la crisis política que atraviesa el país y la falta de medidas que puedan paliar los impactos negativos de la guerra entre Rusia y Ucrania y el rebrote de coronavirus en China. Según De la Cruz, estos acontecimientos también podrían perjudicar la recuperación del consumo de las familias.

“La mejora en los niveles de créditos a personas debe estar acompañada de medidas que incentiven la inversión de las empresas. [Si esto no sucede], esta pequeña recuperación que estamos viendo no tendrá impacto importante en la economía en su conjunto y tampoco ayudará a mejorar los niveles de empleo”, opinó.

Para más noticias de negocios siga a Forbes Perú desde Google News

Publicidad