Todos los Derechos reservados © 2004 - 2022, Forbes Peru

Economía y Finanzas

Unión Europea recorta previsiones de crecimiento para 2022 y 2023, pero descarta recesión

La Comisión Europea proyectó un crecimiento de 2,6% para la eurozona para este año y de 1,4% para 2023. Para la Unión Europea, mantuvo la proyección en 2,7% y de 1,5% para el año que viene. El año 2023 sentirá el impacto de la guerra en Ucrania y el alza de la inflación, en particular, asociada a los precios de la energía. Aún así, no espera que la eurozona entre en recesión.

Publicado

on

Unión Europea condena la anexión rusa de territorios de Ucrania
Foto: Andina

La Comisión Europea recortó el jueves sus previsiones de crecimiento económico en la zona del euro para este año y el próximo y revisó al alza sus estimaciones de inflación, debido en gran medida al impacto de la guerra en Ucrania.

En sus previsiones trimestrales, Bruselas confirmó sus perspectivas más pesimistas, que ya había debatido con los ministros de Economía de la zona del euro el lunes.

Lea también: ¿Por qué es importante la caída del euro en relación con el dólar?

La Comisión prevé ahora un crecimiento del 2.6% este año para el bloque monetario de 19 países, ligeramente inferior al 2.7% que había previsto en mayo.

Pero el año que viene, en el que el impacto de la guerra de Ucrania y del aumento de los precios de la energía puede sentirse de forma aún más aguda, Bruselas prevé ahora un crecimiento del 1.4%, en lugar del 2.3% estimado anteriormente.

Proyección para el bloque

Para la Unión Europea de 27 países, la previsión de crecimiento se mantuvo en el 2.7% para este año, pero se revisó a la baja hasta el 1.5% en 2023, desde la previsión anterior del 2.3%.

Publicidad

En un cambio importante, la Comisión también elevó sus estimaciones para la inflación de la zona del euro, que ahora se espera que alcance un máximo del 7.6% este año antes de caer al 4.0% en 2023.

En mayo, la Comisión había indicado que los precios en la zona del euro subirían un 6.1% este año y un 2.7% en 2023.

Además: Inflación en Estados Unidos llega a 9,1% y es la más alta en los últimos 40 años

Bruselas advirtió que la inflación general podría subir aún más si los precios del gas se disparan debido a un potencial corte del suministro ruso, lo que podría llevar a una nueva revisión a la baja del crecimiento.

Tampoco se pueden descartar los riesgos para las perspectivas de un resurgimiento de la pandemia por Covid-19.

No prevén una recesión

A pesar de estos elevados riesgos, la Comisión subrayó que no se espera que la eurozona entre en recesión, así como que las previsiones también podrían mejorar si continúan los recientes descensos de los precios del petróleo y de las materias primas.

Publicidad

Gracias a la solidez del mercado laboral, con tasas de desempleo históricamente bajas, la Comisión afirmó que el consumo privado también podría resultar más resistente al aumento de los precios si los hogares recurren más a sus ahorros acumulados.

Le puede interesar: La OCDE detecta ahora también signos de ralentización económica en EE.UU.

Alemania, la mayor economía de la UE, vería frenado su crecimiento al 1.4% este año y al 1.3% en 2023. La Comisión había previsto en mayo expansiones del 1.6% y el 2.4% respectivamente.

Se espera que Francia crezca un 2.4% este año, en lugar del 3.1% previsto anteriormente. El año que viene se estima que el crecimiento del país se ralentizará aún más, hasta el 1.4%, frente al 1.8% previsto en mayo.

Entre las tres mayores economías del bloque, Italia es la única que se espera que crezca este año por encima de las previsiones anteriores. Ahora se considera que crecerá un 2.9%, en lugar del 2.4% estimado en mayo.

Sin embargo, se espera que el país experimente una marcada desaceleración el próximo año, cuando se prevé un crecimiento del 0.9%, menos que otras grandes economías y por debajo de la previsión anterior del 1.9%.

Publicidad

Reuters

Para más noticias de negocios siga a Forbes Perú desde Google News

Publicidad