Todos los Derechos reservados © 2004 - 2022, Forbes Peru

Negocios

La escasez de chips afecta la producción de Ford y Stellantis en EE.UU.

Ford dijo que por segunda semana consecutiva suspenderá la producción de su planta de Ohio, donde se montan camionetas y furgonetas y trabajan más de 1.700 personas, por la falta de microprocesadores.

Publicado

on

La escasez de chips afecta la producción de Ford y Stellantis en EE.UU.
Fotocomposición propia.

La escasez de chips obligará a parar esta semana la producción de dos plantas de montaje de automóviles en Estados Unidos y además forzará a Ford a vender algunas unidades de uno de sus vehículos de más demanda, el todoterreno SUV Explorer, sin controles de temperatura.

Ford dijo que por segunda semana consecutiva suspenderá la producción de su planta de Ohio, donde se montan camionetas y furgonetas y trabajan más de 1.700 personas, por la falta de microprocesadores.

Mira también: Restricciones de China por rebrote de covid-19 afectan a Toyota, Volkswagen y Foxconn

Por su parte, el fabricante Stellantis anunció que su planta de montaje de Belvidere, en las cercanías de Chicago y donde se produce el todoterreno SUV Jeep Cherokee, también tendrá que suspender su producción de nuevo por la falta de chips necesarios para su fabricación.

Además, tras consultar con concesionarios y clientes, Ford ha decidido vender algunas unidades del modelo Explorer sin los controles de temperatura traseros para ahorrar microprocesadores y acelerar la entrega de los vehículos.

La temperatura en la parte trasera del habitáculo puede ser controlada desde los asientos delanteros. Ford señaló a medios de comunicación locales que los chips que permiten controlar la temperatura desde las plazas traseras se podrán instalar posteriormente en los vehículos.

Publicidad

Vea también: Foxconn y Vedanta se unen para fabricar chips en India

La compañía entregará los Explorer sin los controles de temperatura traseros con descuentos sobre el precio original.

Problema desde iniciada la pandemia

Ford ya había tomado una decisión similar el año pasado con la camioneta “pickup” F-150, el vehículo más popular en Estados Unidos, cuando entregó algunas unidades sin la función de apagado y encendido automático del motor para ahorrar chips y facilitar su distribución.

Desde el inicio de la pandemia, el sector mundial del automóvil se enfrenta a problemas de suministro de chips que han provocado graves problemas de producción.

Revisa también: “Podrán borrar la memoria y reescribirla”: de qué podrán ser capaces los chips de Elon Musk

Se estima que en 2021, el sector del automóvil dejó de producir a nivel global 8,2 millones de vehículos por la escasez de semiconductores y otros problemas logísticos.

Publicidad

Este año, los fabricantes han anunciado que la situación mejorará de forma paulatina a medida que avance el año y que se prevé que la producción sea alrededor de un 10 % superior a la de 2021.

Desde que se inició 2022, el sector ya ha dejado de producir unos 930.000 vehículos en todo el mundo.

EFE

Para más noticias de negocios siga a Forbes Perú desde Google News

Publicidad