Todos los Derechos reservados © 2004 - 2022, Forbes Peru

Negocios

EE.UU. intenta bloquear acuerdo de US$40.000 millones en chips entre Nvidia y Arm

Una vez combinadas, Nvidia y Arm podrían frenar las innovaciones de sus rivales en el mercado mundial de chips.

Publicado

on

Nvidia Arm
Foto: Nnvidia.

Por Martin Giles

La Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos (FTC) ha presentado una demanda en un tribunal administrativo que busca bloquear la adquisición propuesta por Nvidia de la empresa británica Arm.

La oferta, que puso un precio de US$40.000 millones a Arm, se dio a conocer en septiembre de 2020 y desde entonces se ha enfrentado a un intenso escrutinio por parte de las agencias antimonopolio, que temen que una combinación de las dos empresas perjudique la competencia y la innovación.

El aumento en el precio de las acciones de Nvidia desde que se anunció el acuerdo significa que actualmente tiene un valor de alrededor de US$74.000 millones.

Mira también: Los empresarios tecnológicos de China no paran de perder millones: ¿Por qué?

El escenario ahora está listo para lo que promete ser una tensa batalla legal entre un prominente gigante de chips de Estados Unidos, liderado por un multimillonario agresivo en la forma del CEO de Nvidia, Jensen Huang, y una agencia dirigida por Lina Khan, nombrada por el presidente Joe Biden, quien se ha comprometido a adoptar una línea dura con respecto a las fusiones que amenazan la competencia.

Publicidad

“La FTC está demandando para bloquear la fusión de chips semiconductores más grande de la historia para evitar que un conglomerado de chips reprima la línea de innovación para las tecnologías de próxima generación”, dijo Holly Vedova, directora de la oficina de competencia de la agencia en un comunicado de prensa que anuncia su movimiento.

Vedova agregó que la FTC cree que el acuerdo “distorsionará los incentivos de Arm en los mercados de chips y permitirá que la firma combinada socave injustamente a los rivales de Nvidia”.

Escrutinio internacional

La medida de la FTC se produce poco después de que los reguladores del Reino Unido anunciaran que someterían el acuerdo a un escrutinio más detenido tanto por motivos de competencia como por su impacto potencial en la seguridad nacional. Es probable que la última preocupación esté relacionada con los temores de que el acuerdo podría llevar a la propiedad intelectual y al envío de trabajos de las operaciones de Arm en el Reino Unido a los Estados Unidos en octubre. La Comisión Europea también abrió una investigación formal sobre la adquisición propuesta.

Arm, que fue adquirida por US$32.000 millones por el Softbank de Japón en 2016, no fabrica chips. En cambio, proporciona los diseños y las herramientas de software asociadas que muchos otros fabricantes de chips utilizan para crear sus propios procesadores.

Los chips basados en los diseños de Arm alimentan la gran mayoría de los teléfonos inteligentes del mundo y se utilizan ampliamente en todo, desde centros de datos hasta vehículos autónomos y supercomputadoras. Nvidia, que se ha convertido en una potencia mundial de chips con una capitalización de mercado de US$803 mil millones, es mejor conocida por fabricar chips de inteligencia artificial y videojuegos de vanguardia, pero también tiene una presencia significativa en varios otros mercados.

Las dos empresas argumentan que uniendo fuerzas pueden impulsar la innovación y llevar los productos al mercado más rápido. En una entrevista con Forbes en octubre, Simon Segars, CEO de Arm, dijo que la conexión “crearía más dinamismo en el mercado”. Pero quienes se oponen a la combinación, que incluyen empresas de chips como Qualcomm y gigantes tecnológicos como Microsoft y Google, temen que ponga fin a la posición de Arm como una especie de Suiza de silicio que permanece neutral en lugar de favorecer a un fabricante en particular.

Publicidad

Mira también: Didi se retirará de la bolsa de Nueva York tras la presiones de China

Tres objetivos

La demanda de la FTC dice que le preocupa que la oferta conduzca a precios más altos y menos innovación en tres mercados mundiales donde Nvidia compite actualmente con la tecnología que licencia de Arm. Uno es la tecnología de asistencia al conductor y los otros dos están relacionados con los chips utilizados en los centros de datos. Una vez combinadas, Nvidia y Arm podrían frenar las innovaciones de sus rivales en estos mercados.

La compañía estadounidense ha prometido repetidamente que eso no sucederá.

“Nvidia se compromete a preservar el modelo de licencia abierta de Arm y garantizar que su propiedad intelectual esté disponible para todos los licenciatarios interesados, actuales y futuros”, dijo un portavoz de Nvidia en un correo electrónico, señalando que tiene la intención de seguir trabajando para convencer a la FTC de que el acuerdo beneficiará a la industria y promoverá la competencia.

Arm’s Segars y Nvidia’s Huang enfrentan un desafío difícil para calmar las preocupaciones de la FTC, que también cree que el acuerdo debería bloquearse porque le dará a Nvidia acceso a información competitiva sensible sobre los licenciatarios de Arm que son rivales de la firma estadounidense de chips. En su lanzamiento, la agencia afirmó que esto probablemente resultaría en “una pérdida crítica de confianza en Arm y su ecosistema”.

Siga todas las noticias de economía y negocios en Forbes Perú.

Publicidad
Publicidad